Creación

La creación de Albatroz Engenharia comienza en el año 2003, cuando el nombre fue registrado legalmente por João Gomes Mota para fundar una empresa en el área de la reconstrucción tridimensional de espacios al aire libre. Anteriormente, había trabajado con robots móviles de localización en el entorno de la reconstrucción 3D en proyecto RESOLV .

Tras un curso sobre el Emprendimiento Base Tecnológica, propuesto por el Instituto Técnico Superior IN+, se ha creado un plan de negocios trazado por una cultura empresarial y la propuesta se llevó a cabo con los primeros clientes potenciales que trabajan en la ingeniería civil y la restauración del patrimonio.

 

Por múltiples incidentes, el proyecto se mantuvo el suspendido hasta el año 2005, cuando el problema de la reconstrucción tridimensional reapareció de forma inevitable.

 

Los primeros intentos de modelos 3D en el RESOLV proyecto. Imágenes Salon Delacroix o coronación de la habitación en la Asamblea Nacional, París, Francia.

A principios de 2004,  João Gomes Mota comenzó a trabajar en el Grupo de Investigación y Desarrollo de LABELEC, una empresa del Grupo EDP, que posee la concesión para la distribución de electricidad en Portugal.

Como miembro de este grupo se involucró con el tema de la inspección sobre las líneas con un énfasis en la liberación de vía y de detección de obstáculos. Para este propósito, recordó los experimentos anteriores de modelado 3D con escáneres de rayos láser.

 

Dado el interés de la obra, invitó a su compañero Alberto Vale, investigador del Instituto Técnico de Sistema y Robótica,  para unirse a la iniciativa.

 

Pruebas de medición de distancia con el robot móvil en 2004.

El primer sistema de medida, montado en un vehículo terrestre fue lanzado en la primavera del año 2005; las primeras pruebas aéreas se realizarón en el verano de ese mismo año. La imagen inferior muestra una de las primeras pruebas con las funciones de detección automática en 3D; en este caso, los conductores eléctricos y apoyos.

Los primeros resultados se presentaron a CIGRÉ06. El resto es ...

El primer sistema de medida montado en un vehículo terrestre.

Historia

La empresa fue fundada en Febrero de 2006.

A principios de Marzo, João Gomes Mota y Alberto Vale abrierón la primera oficina en Lisboa.

El primer desafío de Albatroz Engenharia fue el desarrollo de una solución competitiva para un sistema de reconstrucción 3D de líneas de alta tensión y calles, para la detección de obstáculos. Desde el principio estaba claro que el mejor enfoque sería integrar varios métodos de inspección de líneas en una sola misión, por lo que era necesario disponer de diferentes talentos y recursos para llevar a cabo el proyecto.

En la primavera y verano del año 2006, el equipo se reforzó con Miguel Ramos, Decio Bento, Carlos Silva y Luis Pimentel, más allá de la participación temporal de los alumnos y becarios extranjeros.

En febrero del año 2007, la empresa se trasladó a un local más amplio y con un espacio para trabajos de prototipos mecánicos. Véase la ubicación de la oficina entre 2007 y 2011.

En junio del año 2007, se concluyó el desarrollo del proyecto de reconstrucción de inspección 3D de las líneas eléctricas aéreas que se integra en Power Line Maintenance Inspection [PLMI]. El inicio de las operaciones comerciales se dío con LABELEC que comenzó el 21 de noviembre del año 2007, la inspección de líneas de transmisión de REN, concesionaria de la red de transporte. Se inspeccionarón aproximadamente 1,536 km a finales de año.

Desde enero del año 2008, el servicio  PLMI se utiliza como base de inspecciones de líneas en Portugal. Se inspeccionarón por encima de 8.300 km durante el año 2008. La empresa volvió a CIGRE presentado un sistema técnico y un stand de demostración de PLMI en la edición CIGRÉ2008.

En el año 2009, la empresa fue contratada para desarrollar un sistema para España. Siendo esta una evolución de la solución de Power Line Maintenance Inspection, a la que se le llamó PLMI 2.0. Esta solución distingue de la anterior por tener más precisión en la ubicación geográfica de los puntos de interés, mejor vídeo e integración de gestión de activos y sistemas de información geográfica en las herramientas de la arquitectura del sistema. Al final de año, había tres sistemas PLMI en funcionamiento (aunque ambos aún en proceso de validación) y totalizaron 11.900 km de líneas inspeccionadas.

En el año 2010, se comenzó a trabajar en la inspección periódica de las líneas de media tensión, lo que llevó rápidamente al  aumento de la longitud inspeccionada: a 21,500 km.

En el año 2011, la compañía alcanzó nuevos modelos de negocio, con el alquiler de sistemas PLMI y con la provisión de informes de inspección en Francia. El cliente realiza inspecciones en su territorio con un sistema PLMI y el equipo de Albatroz Engenharia procesa, analiza los datos y produce archivos de salida de acuerdo con la especificación final del cliente. Entonces entró en operación el cuarto sistema y la longitud de líneas inspeccionadas ascendió hasta los 33.100 km.

En 2012 llegó un nuevo sistema, lo que refuerza su presencia en el mercado de media tensión. La compañía alcanza al menos 48.200 km inspeccionados de los cuales 28.000 km corresponden a media tensión. La empresa volvió a presentarse en agosto de ese mismo año en CIGRÉ2012 en París.

En el año 2013 siguió la tendencia anterior aumentando a 56.500 km de líneas inspeccionadas. Por su presencia en CIRED en Estocolmo y Le Bourget International Paris Air Show en París en Junio.

En febrero de 2014, la compañía fue reconocida por Design Organisation Approval [DOA] y por la Agencia Europea para la Seguridad Aeronáutica, [EASA - European Aviation Safety Agency]. Durante el mismo año, se utilizaron los siete sistemas PLMI que inspeccionan más de 60.000 km de líneas eléctricas. La compañía también participó en la CIGRÉ2014 en París.

Vista parcial de la oficina de Rua Maria, que abrió sus puertas en el año 2011.

Acerca de logotipo

El logotipo representa un albatroz (Diomedeidae) volando sobre un círculo azul oscuro que representa el mar abierto. Es una alegoría de un pájaro errante viviendo un  interminable viaje de descubrimiento a través de océanos desconocidos, así como las empresas de investigación y de desarrollo (I+D+i) "vuelan" sobre aguas desconocidas sin saber si hay tierra firme al final de la jornada.

El lema en el borde rojo "Que não se muda já como soia" es del poeta Luis de Camoes (1524-1580) que significa "El cambio no es como lo que solía ser" y evoca la necesidad de las empresas dedicadas a la I+D+i y la innovación están siempre disponibles para el cambio, no sólo de sus productos y soluciones, si no tambien, en la forma en que operan. El primer objeto de la innovación y la metamorfosis es la propia empresa.